miércoles, 16 de junio de 2010

Àngel Llorent, un hombre que trató de curar su homosexualidad

Increíble! llegué a este artículo por medio de facebook y me sorprendió lo que leí, a los psicólogos culpables no solo se les debería quitar el título, sino echarlos a la cárcel y no por el hecho de querer curar la homosexualidad, sino por haber hecho que un hombre como Angel Lloren sufriera las consecuencias químicas de un mal tratamiento:

Àngel Llorent es presidente de la Associació Cristiana de Gais i Lesbianes y hace 20 años se sometió a terapia para tratar de revertir su identidad sexual. Nos cuenta por qué inició el tratamiento y las consecuencias.
–¿Por qué quería ser heterosexual?

–Porque nos enseñaban que eso es lo normal, lo natural. Cuando le conté a mi pastor mis deseos sexuales, me dijo que eso comportaría tener que dejar mis responsabilidades en la iglesia. Pero yo no quería dejarlo. Además...
Léa el artículo completo en ElPeriodico.com

4 comentarios:

betulo dijo...

Supongo que al pobre le ha pesado su formación personal con el concepto de PREDESTINACIÓN; las pasiones, el sentir, fija el destino Eterno irremisiblemente.

La teología católica, basada más en el amor que en el deber, al diferenciar entre el sentir y el consentir tiene fijado en su catecismo la siguiente formulación:

2358 Un número apreciable de hombres y mujeres presentan tendencias homosexuales instintivas. No eligen su condición homosexual; ésta constituye para la mayoría de ellos una auténtica prueba. Deben ser acogidos con respeto, compasión y delicadeza. Se evitará, respecto a ellos, todo signo de discriminación injusta. Estas personas están llamadas a realizar la voluntad de Dios en su vida, y, si son cristianas, a unir al sacrificio de la cruz del Señor las dificultades que pueden encontrar a causa de su condición.

(http://www.vatican.va/archive/ESL0022/__P86.HTM)


Uno puede sentir deseos mil; San Pablo dice: "todo me está permitido, pero no todo me conviene" (1 Cor 6, 12) y cada quien es responsable de sus actos, sin excusas circunstanciales ni victimismos.

Jorge Luis Barrera dijo...

Vaya que puedes tener razón, la doctrina de la predestinación muy carácteristica de muchas Iglesias Reformardas pudo haber frustrado al hombre, aunque por el hecho de creer en el "cambio" y haberse sometido a un intento de tranformación de su orientación me dice que no era muy obediente a esta enseñanza, pero igual la pudo haber terminado creyendo al finalizar su tratamiento sin éxito.

Sobre la opinión católica, vaya! No soy la persona más pro-católica en este planeta pero veo que la declaración que has puesto es más humana y más comprensiva ante la situación.

Hey Saludos Betulo! Genial que te hayas pasado ;)

Demian dijo...

Es lamentable que existan esas "terapias" que intentan "curar" a aquellos que van contra sus creencias. Es bastante visible en mi país con grupos "cristianos" ; sin embargo la iglesia católica no se queda atrás en sus campañas contra la comunidad homosexual.
Ese texto que nos muestra betulo, es una parte del catecismo que se refiere a la vocación a la castidad y siento disentir de lo que parece mostrar. Parece que los católicos ven las cosas mas sanamente pero si reparas en el articulo anterior que sirve de referencia a este leerás que la consideran una depravación. Simplemente que están viéndolo en función de su disque "amor y compresión al pecador que ha caído en la debilidad"

2357 La homosexualidad designa las relaciones entre hombres o mujeres que experimentan una atracción sexual, exclusiva o predominante, hacia personas del mismo sexo. Reviste formas muy variadas a través de los siglos y las culturas. Su origen psíquico permanece en gran medida inexplicado. Apoyándose en la Sagrada Escritura que los presenta como depravaciones graves (cf Gn 19, 1-29; Rm 1, 24-27; 1 Co 6, 10; 1 Tm 1, 10), la Tradición ha declarado siempre que ‘los actos homosexuales son intrínsecamente desordenados’ (CDF, decl. "Persona humana" 8). Son contrarios a la ley natural. Cierran el acto sexual al don de la vida. No proceden de una verdadera complementariedad afectiva y sexual. No pueden recibir aprobación en ningún caso.


La iglesia católica es uno de los principales ejes que han favorecido los prejuicios contra la comunidad LGBT. Y su posicion oficial es muy conocida por todos y recordada por este obispo en:
http://www.vidahumana.org/vidafam/iglesia/posicion.html

Saludos

Anónimo dijo...

¬¬

Publicar un comentario

Si no tienes cuenta puedes comentar como "Anónimo" seleccionando la opción en el menú desplegable de abajo.
Recuerda que si te ha gustado el post puedes dar click al boton "me gusta" debajo de cada uno :D